Facultad de Teología inauguró año académico de la Licenciatura en Estudios Teológicos, Bíblicos y Diálogo Ecuménico

La actividad realizada en el Centro de Estudios Avanzados y Extensión de nuestra Universidad contó con la asistencia de los 14 alumnos de la Comunidad Teológica Evangélica de Chile que forman parte de esta segunda promoción.

12.03.2019

“En mi discurso el día de la firma del convenio entre nuestra Universidad y la Comunidad Teológica Evangélica de Chile firmado el año 2016 señalé la importancia histórica de ese acontecimiento y que esperaba que en el transcurso de los años no se desmintiera esta estimación, dado que ella afinca en la profunda convicción que tengo de considerar como históricos solo los acontecimientos que terminan gravitando y condicionando el futuro. El acto de hoy con la presencia de ustedes confirma esta certeza”, señaló el doctor Kamel Harire Seda, decano de la Facultad Eclesiástica de Teología en la inauguración del año académico de la Licenciatura en Estudios Teológicos, Bíblicos y Diálogo Ecuménico.

Agregó que “el profeta Isaías tuvo una visión donde se imaginó Jerusalén y Judá al final de los tiempos. Hizo un viaje en el tiempo y en el espacio. Eso que tenía frente a sí, diariamente en el balcón de su casa, se empezó a transformar y vio que el monte Sion se transformaba en la montaña más alta de la tierra. En vez de venir los peregrinos habituales a Jerusalén, ahora eran los distintos pueblos que habían habitado la Tierra los que estaban en convergencia hacia Jerusalén y subían y curiosamente pueblos distintos tenían un mismo idioma, y decían subamos al monte a la casa del Señor, pero algo había pasado, porque de ese monte había salido una entidad importante, la ley y la Palabra del Señor. Esa ley y esa palabra se fue a los extremos del orbe y comenzó a tocar los corazones de las personas y cuando ellas se dejan tocar por esa realidad, comienza un proceso de convergencia, por lo tanto, la tarea humana a juicio de Isaías es la convergencia y aquel que converge recién empieza a ser apto para ascender, el que no pretenda ascender sin esa convergencia, eso se llama Babel”.

Producto de este convenio, el año pasado un grupo de 10 alumnos obtuvieron el grado de Licenciado (a) en Estudios Teológicos, Bíblicos y Diálogo Ecuménico, una vez que aprobaron sus cursos en conformidad a las normas establecidas por la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso.

Este 2019 hay una segunda cohorte de 14 alumnos que provienen de distintos seminarios e iglesias evangélicas. Ellos realizaron al menos ocho semestres en la Comunidad Teológica Evangélica de Chile, con estudios en las áreas de Teología, Filosofía y otras disciplinas afines.

UNA EXPERIENCIA ÚNICA

El rector de la Comunidad Teológica Evangélica de Chile (CTE), Daniel Godoy, mencionó que “la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso, que goza de un gran prestigio, reconoció los estudios de cuatro años que impartimos en nuestra institución. Desde un principio sentimos una gran acogida, además aquí encontramos un espacio donde de verdad uno puede avanzar en un diálogo fraterno. Siempre ha habido un espíritu de respeto, seriedad, cooperación y colaboración”.

Asimismo, el rector de la CTE indicó que “lo que existe aquí no se ve en ninguna parte del mundo. Este hecho es histórico porque por primera vez una Pontificia Universidad Católica reconoce una Facultad de Teología Protestante. Ustedes son parte de esta experiencia única en América Latina y en el mundo, siendo una gran posibilidad para nosotros, ya que esta nueva promoción de estudiantes puede obtener un grado académico brindado por una universidad”.

Por Natalia Cabrera Vásquez

Facultad Eclesiástica de Teología