Orquesta Clásica y Coro de Cámara PUCV realizaron conciertos de Semana Santa

Ambas agrupaciones se presentaron la semana pasada en Limache y Viña del Mar.

19.04.2022

Una tremenda emoción se percibió entre los asistentes y los músicos en los dos conciertos de Semana Santa que efectuó la Orquesta Clásica PUCV y el Coro de Cámara de nuestra Casa de Estudios, el primero en la Iglesia de Las 40 Horas de Limache el 15 de abril y luego en el Santuario de Schoenstatt en Viña del Mar, dos días después.

Después de más de dos años de pandemia, ambos conjuntos de la Universidad ofrecieron un interesante repertorio con obras de Wolfgang Amadeus Mozart, Raúl Cerezzo, Benjamín Britten, Astor Piazzolla y Carl E. Bach.

La Orquesta Clásica PUCV obtuvo recursos provenientes del Programa de Apoyo a Orquestas Profesionales del Ministerio de las Culturas, las Artes y el Patrimonio (MINCAP), lo que permitió el crecimiento de la agrupación con la incorporación de seis nuevos instrumentistas de viento, lo que se tradujo en la posibilidad de abarcar un nuevo repertorio con distintas sonoridades tímbricas, antes inabarcables por una orquesta de cuerdas y el resultado se pudo apreciar en ambas presentaciones.

“Ambos conciertos estuvieron marcados por una tremenda emoción. El sentimiento generalizado era ver la emoción de la audiencia de volver a la presencialidad después de tanto tiempo. Había un ambiente precioso y los conciertos contaron con una alta convocatoria”, complementó la jefa de Proyectos Culturales, Kareen Stock.

En Limache hubo una excelente convocatoria con más de 350 personas. Otras 200 llegaron hasta el Santuario de Schoenstatt en Agua Santa.  

La obra “Lachrymae” de Benjamin Britten fue una de las que generó más atención de los asistentes a ambos conciertos, donde se logró una excelente conexión con el solista en viola, Hugo Cortés y el público. Se escuchó con una reverencia y terminó con una ovación, tanto en Limache como en Viña del Mar.

Las comunidades de los santuarios de las 40 Horas de Limache y de Schoenstatt, han recibido en varias ocasiones a las agrupaciones de la Universidad, donde se han efectuado conciertos de Semana Santa y Navidad.

“Ambas comunidades nos esperan, allí se creó un vínculo que será muy difícil de romper. El párroco Mario Lisperguer de Limache nos dio un agradecimiento al final de la presentación. En cuanto a la emoción de ver a esta agrupación de más de 40 músicos en el escenario con Coro y Orquesta es muy hermoso y eso lo valora el público. No estamos acostumbrados a tener estas grandes agrupaciones en el escenario”, agregó.

SE RETOMA UNA TRADICIÓN

Con la participación del coro mixto que ahora se denomina Coro de Cámara de la PUCV se está retomando una antigua tradición que existía con la primera agrupación coral fundada en la Universidad por Fernando Rosas, que después tuvo una época dorada con el director Jaime Donoso y el conjunto vocal de cámara.

Un aspecto que es valioso de destacar es que este año ambas agrupaciones retomaron los ensayos presenciales, los que se efectuaban los días miércoles en la tarde cuando se reunían en el IBC.

“Primero el coro comenzaba con la Orquesta y luego volvían a Casa Central, donde seguían por separado. Uno de los grandes desafíos que tienen estas grandes agrupaciones es lograr los equilibrios, pues tenemos una orquesta que viene sonando muy bien por seis o siete años y un coro que se está formando con cantantes profesionales. Ellos tienen mucha experiencia en el cuerpo y formación musical”, advierte Stock.

El desafío es lograr el equilibrio justo para hacer la mejor música posible, que las dinámicas sonoras sean compensadas entre el coro y la orquesta. Ese es el trabajo fino que realiza el director de la Orquesta, Pablo Alvarado y la directora vocal del coro, Loreto Pizarro.  

Cada concierto duró alrededor de 1 hora y 15 minutos. En ambas presentaciones, a petición del público hubo que repetir la obra “Alma Dei Creatoris” de Mozart para que se cerrara la presentación con el coro y la orquesta.

Por Juan Paulo Roldán

Dirección General de Vinculación con el Medio    

Fotos: Ángela Tobón Coral